William Porath: “La primera defensa es un símbolo de que el proceso de crear un doctorado realmente funcionó”

24 de Octubre, 2016 · Facultad

Por primera vez en la historia de la facultad, se realizó una defensa de tesis de una candidata al Doctorado de Ciencias de la Comunicación.

Por Bárbara Soto

Ángela Brandäo (al centro) junto al equipo de profesores del Doctorado en Ciencias de la Comunicación (Foto Matías Belmar).

Ángela Brandäo (al centro) junto al equipo de profesores del Doctorado en Ciencias de la Comunicación (Foto Matías Belmar).

El día viernes 14 de agosto se realizó la primera defensa de tesis de un candidato a Doctor en Ciencias de la Comunicación de la Facultad.  Ángela Brandäo, brasileña y periodista para la televisión del Senado de ese país, presentó y aprobó con máxima distinción (nota 7.0) su tesis “Los docudramas sobre la dictadura en Chile: rabia, ansiedad y la influencia política de las series televisivas”.

William Porath, el director del Doctorado, explica que esta defensa se trata de un “un símbolo de que el proceso de crear un doctorado realmente funcionó, y se pudo efectivamente llegar a puerto, que es que los alumnos comenzaran a titularse”.

El programa de doctorado en Ciencias de la Comunicación de la Facultad  comenzó a gestarse el 2007, de la mano de un proyecto Mecesup con financiamiento del Ministerio de Educación. Esta experiencia permitió que la facultad se empapara de los mejores programas de este tipo en el mundo, traer asesores expertos y firmar acuerdos. El doctorado comenzó a funcionar formalmente en en 2012 y es el primero de su tipo en nuestro país.

Si bien uno de los mayores impulsores de la implementación del programa fue el profesor Sergio Godoy, que se encuentra actualmente realizando un sabático en Estados Unidos, Porath asegura que los principios y objetivos del programa se mantienen intactos. “Nos interesa captar a alumnos de toda Latinoamérica, pero que el producto finalmente salga a nivel mundial. En ese sentido,  nuestros alumnos ya han participado en congresos internacionales y ese es tal vez uno de los grandes orgullos que tenemos”, dice.

En la misma línea, Porath pone énfasis en el ejemplo de la misma Ángela, quien ya ha participado en un congreso de la ICA y ha publicado papers en la línea de sus intereses académicos, que son la comunicación política, los efectos de los medios y el tema de su tesis, los docudramas. “Eso es importante, que su trabajo empiece a tener reconocimiento a nivel mundial, como son reconocidos los trabajos de nuestros profesores que son publicados en revistas científicas de prestigio”, opina el director del Doctorado.

En cuanto al nivel de investigación que se espera de este programa del doctorado, Porath asegura que si bien el campo es amplio, existen algunas prioridades: “Hay un amplio campo que se puede investigar. Ahora, la Facultad misma, por razones históricas y porque los profesores han ido por esa línea, tiene algunas áreas de investigación donde nuestros profesores son más fuertes y donde nuestra Facultad quiere ser reconocida”.

Desde la dirección del doctorado, se espera que este precedente marque una regularidad de al menos dos defensas de tesis por año. Además, William Porath adelanta que la próxima defensa podría trabajar el tema de la publicidad y la semiótica de marcas. “Los alumnos son los que proponen temas y nosotros solo podemos dirigir tesis en las áreas que la Facultad y el programa ha decidido especializarse, pero hasta ahora hay una buena variedad”,  concluye.