Stefanía Doebbel gana el premio Periodismo de Excelencia Universitario de la Universidad Alberto Hurtado

16 de Marzo, 2012 · Sin categoría

La alumna de cuarto año de la Escuela de Periodismo UC obtuvo el primer lugar con su crónica “La última campaña de Evelyn Matthei”, la que será publicada en el libro “El mejor periodismo chileno 2011”.

 

Durante casi tres meses, Stefanía Doebbel se convirtió prácticamente en la sombra de la ministra del trabajo, Evelyn Matthei, con el objetivo de realizar una crónica extendida para el curso Taller de Crónica, a cargo del director de la Escuela de Periodismo UC, Gonzalo Saavedra.

 

Después de seguirla  a las diversas actividades que tuvo en Santiago, Stefanía terminó esta crónica de 20 páginas, donde obtuvo un siete. “Me demoré mucho en escribirla, cada vez que iba a una actividad llegaba a mi casa y escribía y con el tiempo me dediqué a actualizarla, a fijarme en cada palabra para poder reflejar el perfil de la ministra”, cuenta Stefanía.

 

Una vez evaluado el trabajo, el artículo de Stefanía se envío al concurso Premio de Periodismo de Excelencia de la Universidad Alberto Hurtado y se  publicó en febrero en la Revista Paula. “Era más corto que el original, pero era un resumen del carácter de la ministra Matthei. El profesor Saavedra me orientó para enfocar la nota, que el lenguaje fuera perfecto, que era un buen personaje para seguir, con carácter fuerte, fue una apuesta del profesor”.

Stefanía en una de las actividades de la ministra Matthei en Patronato, Santiago (Foto Ministerio del Trabajo)

 

El académico Gonzalo Saavedra contó que la idea para la crónica ganadora surgió “el día en que Santiago ardía por los cuatro costados con la protesta estudiantil y la represión, y por mientras la ministra Matthei asomaba televisivamente la nariz frente a los excusados de una empresa del Transantiago. Era una ministra en campaña”. Agrega Saavedra: “Le pedí a la Stefanía que se leyera The Selling of the President de Joe McGuinnis, un clásico del género de investigación y observación de un candidato en campaña; en este caso, Nixon. El texto resultó tan nuevo en su mirada de cómo se hacían las comunicaciones para vender la imagen de un político, que en su momento los demócratas lo criticaron indignados, porque decían que ayudaba a Nixon; y los republicanos, exactamente por lo contrario”.

 

La  crónica sobre Matthei comienza con el siguiente párrafo: “Hay demasiados pacientes fuera de sus camas. Varias cabezas se asoman desde las puertas de las habitaciones. Otros cuchichean y preguntan qué pasa, quién viene, por qué hay tanto ruido. Pero la mayoría ya sabe y espera a los lados del hall central, atochando la entrada hacia los dos pasillos. El departamento de maternidad del Hospital Clínico de la Universidad de Chile está alborotado”.

 

De esta manera describe el ambiente que había mientras se esperaba que la ministra Matthei llegara para dar a conocer los beneficios del postnatal de seis meses. “Partí con la escena del hospital,  porque era distinto, no estaba  la Evelyn dura, la ex senadora, estaba la Evelyn más maternal y emocional”, enfatizó la alumna.

 

Para elaborar esta crónica, Stefanía además investigó sobre la vida y carrera política de la ministra, fue a sus pautas en terreno y la entrevistó. “En el tiempo que la seguí me di cuenta que siempre había una puesta en escena, de armar un buen show pareciendo espontánea y natural, se nota su buen manejo comunicacional, años de experiencia política.  Saludaba a cada persona que se le cruzara, a la persona que hacía el aseo, al auxiliar, al doctor, autoridad,  trabajador, a los reos y no tiene “pelos en la lengua”, dice lo que piensa”, afirma Stefanía.

 

Gonzalo Saavedra destaca la minuciosidad de la alumna a la hora de hacer su trabajo: “Esta crónica, como las otras realizadas en el curso, está hecha con arduo trabajo periodístico: el que capta y reproduce detalles significativos, pero también el que se toma el tiempo y la paciencia de conseguir los datos más duros. Stefanía logró escenas muy reveladoras, que serían sólo anécdota si no se sustentaran en una concienzuda investigación”.

 

El Taller de crónica fue uno de los nuevos optativos que se ofrecieron en el semestre pasado en la Escuela de Periodismo, y en él participaron cinco estudiantes: Consuelo Salamia reporteó y escribió sobre las promesas rotas de restauración de Valparaíso, ocho años después de que esta ciudad fuera declarada patrimonio universal; Flor Guzmán hizo su crónica sobre los machis que atienden en rucas instaladas en los patios de varios consultorios, que reciben enfermos derivados por médicos del centro y que curan con métodos mapuches ancestrales; Valentina González retrató la rara vida de decenas de personas que trabajan y reciben a sus cada vez más escasos clientes en una galería a la que la luz de sol apenas si llega, en el tercer piso de un edificio del centro; Lorena Cochón entregó en un estilo muy personal sus impresiones de gallega frente al fenómeno mediático y social que supuso la muerte del animador Felipe Camiroaga.

 

Stefanía Doebbel es venezolana, y vive hace 9 años en Chile. Con 23 años está a punto de terminar su carrera de periodismo en la UC. Antes estudió Ciencias Políticas y en el último semestre de este año se irá de intercambio a California, Estados Unidos.

 

El premio se entregará en abril en una ceremonia en la Universidad Alberto Hurtado y consistirá en la publicación de la crónica en el libro El mejor periodismo chileno.

 

El texto completo se puede leer en Kiometro Cero