Profesor Matías Tagle: “Los periodistas sustituyen las noticias, los historiadores las acumulan”

1 de Septiembre, 2014 · Sin categoría

El académico de la Facultad de Comunicaciones UC y del Instituto de Historia UC, Matías Tagle fue reconocido -durante la ceremonia del Día del Académico- por su trayectoria universitaria, en la que ha dictado diversos cursos a alumnos de distintas carreras.

 

Matías Tagle ingresó a la Universidad Católica en el año 1973 como ayudante al Instituto Historia UC, luego se fue a realizar un Doctorado en Ciencias Históricas a Bélgica y una vez terminado se reincorporó a la institución, donde comenzó a dictar clases en la Facultad de Comunicaciones y en el Instituto de Historia de la UC.

Lunes-1-Septiembre-2014---Profesor-matias-tagle

El Vicerrector Económico y de Gestión Patricio Donoso junto al académico Matías Tagle (Foto Gentileza Prensa UC).

Historia Contemporánea, Grandes Ideas de Occidente, El Mundo en el siglo XX fueron algunos de los cursos dictados por el profesor Matías Tagle en la Universidad. En el año 1986 se incorporó a la carrera de Periodismo, donde dicta el curso Teoría democrática. “Me convidaron a hacer un curso de historia, El Mundo en el siglo XX. Me trajeron porque no era periodista y yo un poco me he preciado de eso. No he querido ser periodista, porque entiendo que mi función en la escuela y en la Facultad es tener la mirada de otra disciplina”, recordó el académico.

 

Durante todos estos años, el profesor Matías Tagle no recuerda con exactitud a cuántos alumnos les ha hecho clases, “miles de alumnos”, dijo. Entre las generaciones de Periodismo figuran los periodistas Felipe Bianchi, Jaime Coiro, Alejandra Matus, Paulo Ramírez, Pilar Rodríguez, Daniel Matamala, Monserrat Álvarez,  Matilde Burgos y Constanza Santa María, entre otros.

 

“Recuerdo con mucha gratitud el curso del profesor Matías Tagle. Se impartía a la hora de siesta y, aunque el programa aludía a un despliegue de teoría pura de nunca acabar, clase a clase nos adentrábamos en asuntos de gran interés y que difícilmente podíamos dialogar  en otros cursos. Para mí fue una gran  oportunidad que la universidad me dio para hacer síntesis de tanto aprendizaje repartido, como una suerte de pausa reflexiva de fondo. En la segunda mitad de los Ochenta no había mucho espacio para pausas y tampoco para cuestionamientos más radicales. Con el profesor Tagle tuvimos ese espacio. Probablemente la mejor escuela para aprender a hacernos, a otros y a nosotros mismos, buenas preguntas”, contó Jaime Coiro, periodista UC y  portavoz de la Conferencia Episcopal de Chile.

 

De sus alumnos, Matías Tagle destaca que desde que comenzó a hacer clases en la Universidad ha habido un cambio en el ámbito del idioma. “Antes los estudiantes cuando ingresaban a la universidad no sabían inglés, ahora en un curso de 40 alumnos, hay 28 ó 30 que sí saben, cosa que no pasaba hace años atrás…y eso ha crecido en forma potencial”, enfatizó el académico. Y según Tagle, lo más difícil de ser profesor es la “carga de trabajo que a veces ha sido un poco excesiva”.

 

A lo largo de su docencia, el profesor ha conservado la historia académica de cada uno de sus alumnos, “tengo todas las notas desde que realizo clases en la Universidad”. Además destacó el buen clima laboral de las dos unidades en las que trabaja.  “Me ha tocado trabajar en dos unidades cero conflictivas (Historia y Comunicaciones). Eso sí son más desordenados los periodistas. Lo que pasa que el trabajo de los historiadores es muy solitario, donde pasas horas leyendo, viendo archivos, etc. En cambio acá es mucho más ágil. Los periodistas sustituyen las noticias, los historiadores las acumulan”, sostuvo el profesor Matías Tagle.

 

Al terminar de estudiar Historia en la Universidad Católica, Matías Tagle comenzó a hacer clases en el año 1968 en una Escuela nocturna, en la comuna de La Granja; luego fue profesor por 15 años en el Instituto Luis Campino, que estaba ubicado anteriormente en el edificio que hoy es el Centro de Extensión UC. Después fue nombrado vicerrector del Colegio Sagrados Corazones de Alameda, cargo donde permaneció 5 años y paralelamente dictaba clases en la UC.