Patrones del juego tradicional y horarios del niño influyen en la creación de contenido digital

Entender los horarios de los niños y unir a padres e hijos en el contexto mediático son algunas de las recomendaciones que dio David Kleeman, experto en industria medial infantil, con respecto a la educomunicación y alfabetización digital.

Por Teresa Moreno

foto1-

El Magíster en Comunicación mención Comunicación y Educación de nuestra facultad y la Vicerrectoría de Investigación UC en alianza con el Festival Audiovisual para Niños de Chile, Fan Chile, invitaron al vice-presidente senior de Global Trends de la consultora Dubit, David Kleeman, para compartir su experiencia y estudio en el ámbito de contenido digital infantil.

Kleeman comenzó su charla con lo que llamó la paradoja de la elección, para explicar que los niños actualmente viven rodeados de estímulos y de contenidos diversos y que no logran encontrar lo que quieren. El experto reveló los resultados de un estudio de Dubit en el que se indicaba que en Estados Unidos casi el 80% de los niños, entre 2 y 15 años, dice sentirse frustrado, casi siempre o a veces, por tratar de descubrir algo nuevo. “Se están quedando paralizados por no encontrar aquello que buscan”, dijo Kleeman.

El estudio también mostró que los niños tienen cada vez más contacto con diferentes dispositivos digitales y que, por ejemplo, el promedio de edad en el que ahora consiguen su primer teléfono móvil está bajando a los 8-10 años. El ex presidente del American Center for Children and Media sostuvo que tienen acceso a muchos dispositivos a lo largo de sus vidas y que “debemos poner atención” a la forma en que consumen el contenido mediático. Es justamente en este contexto de omnipresencia medial en el que los niños han desarrollado distintas maneras de organizar su consumo digital a lo largo del día, y esta capacidad es la que se ha denominado “Emotional Scheduling”.

“Planificarse tiene sentido para los pequeños, les ayuda a organizar sus vidas, a concentrarse y hallar lo que necesitan”, recalcó Kleeman, en esta primera actividad académica del festival. Para que los creadores de contenido se adapten a este esquema emocional y reciban bien estas “buenas noticias”, el experto señala 5 pasos que pueden ayudar. El primero sería no sacar a los niños ni a sus papás de la “zona de confianza” y escoger personajes o motivos con los que se puedan comprometer y confiar, usando patrones de juego tradicional. Kleeman ejemplifica con Minecraft y la transición del clásico juego de construcción con bloques hacia el formato digital. El otro punto importante es generar conexión entre niños y padres, y demostrarles a estos últimos los beneficios de nuestro contenido. La consistencia y la organización sirven también como herramientas, pues, dijo el especialista, “le das opciones limitadas” al niño para que no se pierda ni se agobie en su búsqueda. Por último, el vice presidente de Global Trends Dubit, enfatizó que hay que ser “sensibles con los horarios” de los pequeños y analizar el contenido según cómo se mueven los niños durante el día.

En el taller, el invitado de nuestra facultad hizo un llamado a ser conscientes de que los niños, desde pequeños, conectan con sus juegos y juguetes favoritos, y que es “necesario continuar con el patrón de juego en la plataforma digital”. Los asistentes participaron, en grupos, diseñando diferentes estrategias y usando las sugerencias de Kleeman. Por último, la invitación fue a crear contenidos y experimentar en distintas plataformas ayudando a la audiencia infantil a encontrar aquello que están necesitando.