Hasta el 31 de diciembre se puede postular al Doctorado en Ciencias de la Comunicación

7 de Diciembre, 2012 · Sin categoría

El programa que es el único en su tipo en Chile, abrió 3 cupos para el año 2013.

 

El Doctorado en Ciencias de la Comunicación es el primero de su tipo en el país: no hay otros programas equivalentes a cargo de un plantel estable de investigadores de una universidad chilena, quienes además concentran el 26,2% de todos los proyectos de investigación otorgados por Conicyt desde sus inicios en temas comunicacionales. La segunda institución mejor posicionada acapara el 8,2% de los Fondecyt, Fondef y similares.

 

Este doctorado es fruto de un trabajo sostenido y acumulativo de la Facultad en sus diferentes programas de Periodismo, Creación Audiovisual, Comunicación Estratégica y Comunicación y Educación. “Este programa genera en los profesores una cultura de investigación, que era muy difícil de lograr sin éste, pero es un problema en todo Chile”, asevera Sergio Godoy, director de Investigación y Postgrado Facultad de Comunicaciones UC.

 

A diferencia de una licenciatura o un magíster, “los estudios doctorales forman  investigadores que generan conocimiento nuevo. Los doctorantes son colegas investigadores más allá que un alumno”, enfatiza Godoy. De esta manera, la Facultad podrá ir generando maneras inéditas de comprender y abordar las comunicaciones con un sello único y distintivo, tal como en su momento lo han hecho Frankfurt, Palo Alto, Bolonia, Montreal o Birmingham.

 

El Doctorado en Ciencias de la Comunicación partió en 2012 y sus primeros alumnos, Caroline Avila y Pablo Matus, destacan el foco en la formación de competencias de investigación, que se refleja no solo en los cursos sino también en el apoyo de los profesores; la calidad docente e investigadora de los profesores que han participado en estas actividades, “pues todos están participando en proyectos propios o conjuntos, y eso permite que el doctorado no sea una "isla" sino un esfuerzo integrado a la facultad, y  los sistemas de apoyo al doctorado, desde la Biblioteca, cuyo personal ha sido sumamente amable y generoso para enseñarnos herramientas de investigación, hasta los equipos técnicos y administrativos, que siempre nos han ayudado en nuestro trabajo”, opina Pablo Matus.

 

Caroline Avila también destaca la exigencia académica, el nivel de inglés y  la intensidad en la lectura, “Todo intenso, pero satisfactorio. Este programa me ha dado buenas oportunidades como acceder a la ICA, participar con una ponencia, ahora tengo la buena noticia de que uno de mis artículos fue aceptado en Cuadernos de Información y será publicado.  Involucrarme con ayudantías de cátedra o como apoyo en la búsqueda de información para formular un proyecto Fondecyt o en la elaboración de un documento, parte de otro proyecto Fondecyt.  En fin, oportunidades que me han permitido aprender y crecer como profesional, académica y persona”, sostiene la doctorante.

 

Ambos recomiendan a los futuros estudiantes tomar la decisión de ingresar al programa teniendo la certeza de que pueden dedicarse por completo a él, no solo por el nivel de exigencia y calidad sino sobre todo para que puedan disfrutar del doctorado como una experiencia integral. Aunque los cursos sugieren un foco en temas de comunicación social o medial, las líneas de investigación de la Facultad son mucho más amplias, así que es posible desarrollar otros intereses, lo que es una gran oportunidad también.

 

A Caroline Avila le interesa trabajar  en el área de las relaciones públicas.  “La teoría de la contingencia me pareció interesante y creo que se puede aplicar en comunicación política.  Rendimiento sobre inversión en Relaciones Públicas.   Efectos de los medios: Agenda Setting, Framing, Priming”. Y para Pablo Matus  el área de investigación es la Comunicación Corporativa, “un campo que cuenta con bastante literatura internacional, pero poca investigación y literatura locales, lo que abre una oportunidad para proyectos como el mío, que pretende satisfacer tanto necesidades del mundo académico como del profesional”.

 

En el programa participan diecisiete investigadores, que corresponden casi a la mitad del plantel estable de profesores de la facultad, entre ellos los doctores Ingrid Bachmann, Francisco Fernández, Mar de Fontcuberta, Paulina Gómez, Sergio Godoy, María Elena Gronemeyer, Claudia Labraca, Constanza Mujica, William Porath, Gonzalo Saavedra, Matías Tagle y Sebastián Valenzuela, además del destacado  investigador Valerio Fuenzalida y de la decano Silvia Pellegrini.

 

El diseño del doctorado contó con la asesoría de profesores extranjeros de la Universidad de Westminster; Inglaterra; del Oxford Internet Institute de la Universidad de Oxford, Inglaterra; Annenberg School for Communication y School of Cinematic Arts, ambos pertenecientes a la universidad de Southern California, Estados Unidos. La facultad tiene también diversas redes y convenios internacionales, lo que permitirá intercambio de profesores visitantes y tutelas compartidas de tesis. “El próximo año, los actuales alumnos podrían participar en pasantías, por ejemplo; talleres de metodología, en la Universidad de Southern California”, concluye Sergio Godoy.