El rol que juegan los medios de comunicación en la percepción de los políticos fue analizado en Política en el Torres

20 de Agosto, 2014 · Sin categoría

Sebastián Valenzuela, periodista y doctor en comunicaciones, junto a Matías Bargsted, sociólogo y doctor en ciencias políticas, fueron invitados para conversar junto a la académica de la Facultad de Comunicaciones UC María Soledad Puente sobre la confianza del electorado hacia los políticos.

Esta edición  del programa Política en el Torres, transmitido por la Radio UC y Señal UC, tuvo como invitados a dos destacados académicos de la Universidad Católica. Matías Bargsted docente del Instituto de Sociología, ISUC y Sebastián Valenzuela profesor de la Facultad de Comunicaciones UC se dieron cita junto a María Soledad Puente en la tradicional Confitería Torres, donde analizaron los niveles de confianza de la ciudadanía en la clase política y el papel que juegan los medios al respecto.

 

Bargsted abrió el debate, contextualizando la creciente investigación sobre la percepción de la gente respecto de las instituciones, y cómo éstas defienden o no sus intereses o trabajan para el bien común.

 

Ante la pregunta del rol que juegan los medios de comunicación en la percepción de los políticos, Valenzuela mencionó que no existe una respuesta clara, así como también sostuvo que se aprecia una notoria diferencia en los resultados cuando se habla de confianza en tanto idea general o particular. “Si le pregunto a la gente si confía en la banca, el resultado va a ser bajo. Si les preguntamos si confían en su banco, donde tienen invertido su dinero, probablemente el resultado sea favorable”.

Miércoles 20 de agosto 2014- El rol que juega

Sebastián Valenzuela destacó el valor que dan las personas a la transparencia en el mundo político (Foto Gentileza Prensa UC).

El periodista también consideró que el concepto de confianza es muy abstracto, lo que se debe tener en cuenta al analizar los resultados de las encuestas. “Más que confianza, deberíamos hablar de confianzas”. Esto, a partir de la observación de que el concepto puede canalizar muchos tipos de respuesta en la población, como por ejemplo el gusto por cierto personaje político. “Hay que escarbar mucho más en qué es lo que está contestando la gente”.

 

Bargsted, en tanto, consideró que la información que entregan los medios respecto a la política tiene doble filo. Al existir más “input informativo” por parte de los medios, el sociólogo planteó que se va comprendiendo más el mundo político, lo que puede generar altos niveles de confianza en la sociedad. La contracara remite a la apatía política, que se genera al conocerse escándalos, casos de corrupción o vicios del sistema. “Existe un círculo virtuoso, que puede también ser negativo”.

 

En la misma línea, el académico del ISUC fue enfático al afirmar que, a su parecer, los principales factores que están detrás de la caída de la confianza en los políticos responden a los incentivos institucionales y a la poca participación directa por parte de la ciudadanía. “Con el sistema binominal, los incentivos de competencia electoral son bajos. Así como también la forma en que ha devenido el sistema de partidos políticos chileno”. Como ejemplo, sostuvo los partidos políticos que ocupan las elecciones primarias como castigo para ciertos candidatos, o coaliciones que derechamente no llaman a primarias con el fin de no poner en riesgo a algún candidato con favoritismo dentro del partido.

 

Valenzuela, por su parte, destacó el valor que dan las personas a la transparencia en el mundo político;  pero afirmó que no necesariamente existe una relación directamente proporcional entre ambas variables. “La evidencia muestra que la mayor transparencia no es inocua con la confianza, porque las yayitas de la institución comienzan a ser vistas”.

 

Al finalizar la conversación, Bargsted ahondó en las causas del desinterés y desconfianza hacia el mundo político. Considera que existe una progresiva toma de conciencia por parte de la población sobre lo cerrados que están los partidos políticos a la intervención y participación de la gente. “Los partidos se han cerrado en sí mismos. Hay altas tasas de reelección y pocas posibilidades de incluir a las personas en la toma de decisiones. Hay un efecto de cansancio acumulativo. La gente se aburrió”.

 

Ante los bajos índices de confianza en las encuestas, Sebastián Valenzuela no se alarma. “No hay que escandalizarse por las cifras de desconfianza. Creo que es parte de la profundización democrática”.

Esto, y más, lo puedes ver a través de www.senaluc.cl y www.radiouc.cl