Directores de Festival Chilemonos analizaron el panorama de la animación en Viernes de Medios

2 de Junio, 2014 · Sin categoría

Los profesores Nené Aguirre y Fernando Acuña conversaron con los directores del Festival Internacional Chilemonos, que en su tercera versión convocó a una gran audiencia y que promete ser una plataforma importante para posicionar a la animación en Chile.

 

Por Lorena Wastavino

La tercera versión del Festival Internacional Chilemonos, vitrina audiovisual que busca generar un espacio para los trabajos audiovisuales exclusivamente de animación, tanto nacionales como extranjeros se realizó entre el 6 y el 11 de mayo.

Este encuentro ha experimentado un crecimiento exponencial tanto en su convocatoria como en el mercado de público al que alcanza. Para analizar este fenómeno así como la industria de animación en Chile es que su directora ejecutiva Margarita Cid y el director creativo del encuentro, Erwin “Wilo” Gómez, participaron en el Viernes de Medios de la Facultad de Comunicaciones, oportunidad donde conversaron con los profesores Nené Aguirre y Fernando Acuña.

Ambos directivos, de profesión diseñadores,se han especializado en la industria audiovisual y son profesores de cursos vinculados a esta área en diversas universidades.

Al ser consultados sobre cómo surge el proyecto de Chilemonos, Margarita Cid comentó que esta idea nació hace 6 años  “a razón de una itinerancia que diseñamos para poder difundir la producción nacional en forma conjunta, no de un solo realizador o de proyectos personales. El objetivo primordial era presentar Chile al mundo y ojalá en las mejores vitrinas que se pudiera gestionar. En ese contexto hicimos una curatoría, que fue convocar a distintos realizadores”.

Lunes,-2-de-junio-de-2014-2

Los profesores Nené Aguirre y Fernando Acuña entrevistaron a los directores del Festival Chilemonos en VDM.

El primer encuentro de este tipo se realizó en Bélgica y con la experiencia ganada se animaron a realizar un festival en Chile, dando vitrina a la animación nacional. En su primera versión pudo contar con la presencia de Carlos Saldaña, destacado animador de películas,y responsable de éxitos de taquilla como La Era del Hielo y Río.

Erwin “Wilo” Gómez destacó que con la realización de la primera versión “estábamos entrando al esquema de animar un festival y para nosotros era muy importante poner el valor alcanzado por la animación chilena, que venía con una trayectoria desde el año 2000 en adelante muy ascendente y donde, por el contrario los festivales nacionales estaban eliminando la sección de cortometrajes animados o en algunos festivales (se programaba la animación) el domingo a las 10 de la mañana, donde no iba nadie (…) era el momento exacto para dar un impulso a la animación”.

En 2013, la segunda versión del Festival Internacional contó con la asistencia de Brenda Chapman, quien fue directora de Brave, además de responsable de la música en La Sirenita y guionista de El Rey León. Chapman participó en una sesión de cine con niños, organizada en alianza con Cineplanet, cuyo objetivo fue llevar a los menores a ver su primera película en el cine acompañados por el director de la pieza cinematográfica.

En dicha actividad participaron más de 800 personas, las que llenaron el Salón Fresno del Centro de Extensión UC, recinto en donde se desarrolló el Festival, mientras que en paralelo se realizó una exposición de stopmotion en el salón central.

Los directivos del encuentro reforzaron la importancia que ha tomado esta actividad como una vitrina audiovisual, donde han participado destacados realizadores y además ha logrado una convocatoria de trabajos de gran cantidad de países, en medio de un escenario difícil para quienes realizan animación.

En cuanto a la positiva respuesta de los invitados internacionales, Margarita Cid agregó que “una cosa es venir a un festival (…) pero normalmente los mercados son más duros en términos del trato, de las agendas y tipos de actividades que van a realizar”, a lo que se suman dificultades como la distancia a Chile o el desconocimiento en el mercado, que hace que sea difícil potenciar la actividad.

Trabajo en conjunto

Paralelamente, durante la realización del Festival, los organizadores sostuvieron que este año se buscó generar instancias de trabajo para los realizadores participantes con énfasis en la co-producción. “Decidimos  invitar a diez pares que estuvieran siendo referentes en sus respectivos países para que se conocieran con diez estudios chilenos que tuvieran producción o que estuvieran hoy en proceso de coproducción”, contó Cid.

En este encuentro se buscó apoyar a los realizadores y “ser lo más eficientes posible, no necesariamente para su primer negocio, sino para que entiendan  cómo pueden coproducir o cual es la oferta del otro mercado al que tienes que unirte para hacer algo más grande”, iniciativa que dio pie a la concreción de 200 reuniones entre argentinos, peruanos y chilenos.

Animación: negocio rentable

Otra de las aristas tratadas durante el Viernes de Medios fue el tema del financiamiento para proyectos de animación en la industria chilena. Durante el año 2013 hubo 47 realizaciones chilenas en cartelera, pero ninguna de ellas fue de animación.

 “Hay que convencer al Estado, a los fondos, a los privados de que la animación, con proyectos de calidad es un buen negocio. Todos los proyectos de animación chilena han sido premiados con tickets cortados, si analizas, todos los largos chilenos han sido exitosos en términos de tickets cortados. Y la animación también  tiene alto rating”, comentó Erwin Gómez.

Margarita Cid añadió que “no existe animación nacional en la pantalla que uno quisiera, que es el largometraje. Y uno necesita tener audiencias que puedan tener una valorización de lo que es la animación, porque es contradictorio que la película que tiene más tickets  cortados sea animación pero a su vez no haya ninguna película nacional de animación. Entonces existe un público que sí tiene interés por la animación pero a su vez no tiene una oferta que este cubierta”.

Finalmente, en cuanto al desarrollo del tema en el país, Wilo Gómez analizó que“Chile está en una etapa en donde está buscando su identidad. Ahora no hay que olvidar que la animación tiene varias partes y es un arte pero también forma parte de una gran industria con un estándar internacional al que se responde en términos estéticos, de contenidos (…) Todavía no se realizan películas de autor (…) pero si tuviéramos que definir ciertos estilos, abiertamente en el área de cortometrajes, cuando pones 10 cortos chilenos juntos hay una oscuridad y hay un tema de valores importante”, remarcó. Añadió que en cuanto “series animadas chilenas siempre resaltan la unidad familiar” mientras que en largometrajes “hemos tenido pocos, pero de calidad y han impactado”.

Entrevista completa en el siguiente link