Crítica de Televisión Claudia Guzmán: “Los medios deben ser capaces de transmitir con fuentes confiables, con información oportuna y contextualizada”

28 de Abril, 2014 · Sin categoría

Las profesoras Soledad Puente y Daniela Grassau junto a la crítica de TV del diario El Mercurio Claudia Guzmán debatieron sobre la cobertura periodística que han tenido las últimas catástrofes en nuestro país.

 

184 denuncias había recibido hasta la semana pasada el Consejo Nacional de Televisión, CNTV contra la cobertura que han tenido los canales de televisión abierta por el incendio que afectó a Valparaíso, V región. Esta situación junto a las catástrofes que han afectado a nuestro país este último tiempo (Terremoto 2010 y Terremoto 2014, Iquique) fueron analizados por la periodista y crítica de televisión del diario El Mercurio, Claudia Guzmán y las profesoras de la Facultad de Comunicaciones UCSoledad Puente y Daniela Grassau, en el ciclo Viernes de Medios, realizado en la Facultad.

El terremoto del 2010 fue un aprendizaje para los medios de comunicación, ya que ahora están mejor preparados para enfrentar un desastre natural, según la crítica de televisión, Claudia Guzmán. “Hoy cuentan con teléfonos satelitales. Los que tienen más recursos saben cómo contratar un helicóptero para hacer sobrevuelo y para cubrir en terreno. En el Mercurio ahora tenemos los elementos necesarios para partir, como por ejemplo sacos de dormir, carpas, etc”, sostiene Guzmán. Sin embargo, la profesora Daniela Grassau enfatizó que “hay una falta de preparación de los periodistas, no hay especialización en esta área”.

La académica junto a la decano Silvia Pellegrini y la profesora Soledad Puente están desarrollando un proyecto Fondecyt sobre la cobertura periodística realizada durante el terremoto del 2010, donde ha entrevistado a periodistas y editores de los canales que vivieron este desastre. Daniela Grassau cuenta que la mayoría de los entrevistados afirmaron “que tenían claro que debían ir a los medios, tuvieron que convertirse en sus propios editores, ya que las comunicaciones eran muy complejas. Viajaron a los distintos lugares a cubrir en terreno y estuvieron semanas sin poder comprar artículos de aseo, ropa, agua, etc. El único periodista que tenía un bolso listo fue Amaro Gómez Pablos de TVN, a raíz de su experiencia como corresponsal de guerra”.

Lunes,-28-de-abril-de-2014

La crítica de TV Claudia Guzmán enfatizó que el periodista que cubre catástrofes debería especializarse.

Según la experiencia vivida durante el terremoto de 2010, la crítica de televisión Claudia Guzmán cuenta que “a los periodistas del diario El Mercurio nos tocó hacer de todo. Yo cubría espectáculos y estuvimos durante 2 semanas sólo escribiendo del terremoto. No manejábamos aspectos logísticos como por ejemplo: la cadena de frío de los alimentos”.

Además la periodista agrega que los medios de comunicación “deben ser capaces de transmitir con fuentes confiables, con información oportuna y contextualizada”.Ante la pregunta de la profesora Soledad Puente sobre ¿qué le pides a la televisión para tenga una buena transmisión?, Guzmán sostiene lo siguiente: “Le pido que sean capaces de ubicar geográficamente, de decirme qué tan grave es, ya que todos estos fenómenos muchas veces ocurren lejos y no dimensionamos el daño”.

Este año nuestro país ha sufrido dos catástrofes; el terremoto de Iquique y el incendio de Valparaíso, donde nuevamente los medios han dedicado una extensa cobertura y a la vez han recibido críticas por el tipo de información entregada a  la audiencia. “El cambio del hecho catastrófico quizás hizo que los periodistas se olvidarán de lo aprendido. Cubrir en terreno los desastres es difícil y se comenten errores. Quizás debería haber un Diplomado en desastres para que los periodistas mejoremos cómo entregar la información en estas situaciones y a la vez cómo manejar nuestras emociones”, enfatizó Claudia Guzmán.

Daniela Grassau, por su parte  agregó que los medios tienen la responsabilidad de respetar el dolor de la víctima y de no exacerbar la emocionalidad y  del drama de esa tragedia. Y en los medios de cobertura nacional “tenemos pendiente trabajar con nuestros distintos públicos. Por ejemplo, nuestro público para el terremoto del 2010 era el de las grandes capitales del país y en virtud de eso escribíamos. Había una distancia a la hora de informar que hacía que fuéramos quizás no tan contenedores como hubiese sido un medio regional”, concluye Claudia Guzmán.