Comunicaciones realizó ceremonia de firma del Código de Honor de la Universidad

Como cierre de las celebraciones de los 55 años formando Comunicadores, la Facultad se reunió para reflexionar acerca del significado y los alcances del nuevo Código de Honor UC.

Por Mónica Garrido V.

Autoridades, académicos, funcionarios y alumnos firmaron el Código de Honor (Foto Carlos Pape).

Autoridades, académicos, funcionarios y alumnos firmaron el Código de Honor (Foto Carlos Pape).

La sala de creatividad fue el lugar de encuentro de profesores, alumnos y administrativos para la ceremonia de firma del Código de Honor, que busca el compromiso de sus miembros para trabajar por una comunidad basada en el respeto, honestidad e integridad. Esto para una adecuada formación de personas y una buena convivencia.

La instancia comenzó con las palabras del decano Eduardo Arriagada quien destacó la relevancia del Código de Honor en la convivencia universitaria entre profesores, alumnos y funcionarios. Agregó que como Facultad el resguardar la autoría de una idea es fundamental. “Como facultad nos debe importar mucho el respeto a la creatividad, que se refleje el origen de una idea.... Y en ese espíritu hemos creado este espacio de difusión en que queremos animarlos a todos usted a firmar el código”.

Al terminar su presentación, Eduardo Arriagada, dio paso a las palabras del profesor de Publicidad Gregorio Fernández, del estudiante y nuevo Representante Académico Felipe Cáceres y de la profesora de ética Lyuba Yez.

El profesor Gregorio Fernández contó que nunca se había tenido de forma explícita un Código de Honor y este año fue convocado para dar a conocer esta iniciativa en la Universidad por medio de una campaña. “Uno nunca puede hacer una campaña de aquello en lo que no cree, por lo que fue muy interesante ver de qué se trataba el Código, al cual adscribí inmediatamente”. Explicó que en el proceso de trabajo colaboraron muchos miembros de la Universidad que tuvieron acceso al Código y en conjunto aplicaron una teoría de innovación y difusión que involucra a todos los segmentos de la UC (profesores, alumnos, administrativos y profesionales). “Cada uno vive el Código según sus propios valores, hay un sesgo personal muy importante. Por eso llegamos al concepto “Para mí el código de honor es...” Fernández aseguró que esta es la campaña más grande que han hecho en la carrera de Publicidad, en la que participaron desde los alumnos del curso Introducción a la Publicidad hasta los talleres.

Felipe Cáceres, estudiante de tercer año de periodismo dio a conocer la perspectiva de los alumnos como Representante Académico recién electo. Destacó la iniciativa de la Universidad para trabajar en pos de la formación de profesionales que se desarrollan como personas más allá de la sala de clases. “Todos tenemos que comprometernos a que el profesional UC salga con este valor agregado, como alguien íntegro y honesto, que se preocupa por su facultad y su universidad. La Universidad nos está diciendo que quiere que nos formemos más allá de la malla, cosa que al egresar la gente diga: “La gente de la UC tiene algo distinto””.

Finalmente, la profesora de Ética Lyuba Yez fue enfática al explicar la directa relación existente entre el Código de Honor y el plagio, práctica que es negativa en todos los ámbitos, pero especialmente en la Facultad de Comunicaciones.  Según explicó Yez, el plagio no solo abarca el mundo del conocimiento y la información, sino también el de las ideas y la creatividad, muy relevantes en Dirección Audiovisual y Publicidad. Y ya que hoy las carreras se complementan unas a otras, es muy importante tenerlo presente. “Es muy fundamental el tema del plagio porque corresponde a tomar la idea de otro como si fuera propia, ya sea por olvido de cita o porque asumió intencionalmente que es robar a otro lo que le pertenece. Es arrebatarle a otro la creatividad, lo cual es muy valioso y precioso, incluso en muchos casos tienen un valor incalculable”. Por esto, la académica destacó lo primordial que es que la Facultad se pregunte cómo abordar el plagio y cómo extender las consecuencias que implica más allá de las sanciones.

Una vez finalizadas las exposiciones de los profesores Fernández y Yez y del estudiante Felipe Cáceres, uno a uno los asistentes a esta ceremonia procedieron a levantarse y firmar este Código de Honor que compromete a todos sus miembros a respetarse y trabajar en conjunto por la preservación de los valores fundamentales que busca inculcar la UC.