Álvaro Ceppi, director de series para niños: “No puede ser que TVN no tenga responsabilidad social frente a la programación infantil”

11 de Agosto, 2014 · Sin categoría

El director creativo de Zumbástico Studios, la mente tras Zumbástico Fantástico, el primer programa animado chileno en ser vendido a Cartoon Network, habló en la Facultad sobre el actual rol de la programación infantil en la televisión chilena.

En el marco del Diplomado en Guion con mención en series de ficción para TV, el director y productor Álvaro Ceppi se refirió al panorama de la televisión infantil, o “para niños” como prefiere llamarla, en la televisión abierta y cómo esta deviene en un factor clave para el futuro audiovisual.

 

Con programas infantiles como Block!, Achú, y Urban Bicho en su currículum, además de las cápsulas del extinto bloque infantil “Tronia” de TVN, Ceppi junto a la productora “Sólo por las niñas” lograron ganar los fondos del Consejo Nacional de Televisión, CNTV en más de una ocasión. Sin embargo, fue con Zumbástico Fantástico que lograron dar el gran salto, que los llevó incluso a cambiar el nombre de la productora a Zumbástico Studios. La serie fue vendida a Cartoon Network y le valió la nominación al Altazor 2012, en la categoría de Dirección en Televisión.

 

Con esta trayectoria en programas infantiles, así como también en videoclips musicales de artistas como Papanegro, Pali o Lulú Jam, comentó sobre la gran deuda que, a su juicio, tiene la televisión chilena: la falta de áreas de televisión para niños.

 

Lunes 11 de agosto 2014 - Alvaro ceppi 2Lunes 11 de agosto 2014 - Alvaro ceppi 1

Algunas de las series de Álvaro Ceppi (fotos Gentileza Zumbástico Studios).

 

Y es que para Ceppi hay una distinción clara entre la televisión infantil y la televisión para niños: “Infantilizar muchas veces es disminuir. Cuando se trabaja valorando a los niños, se trabaja de manera distinta”, dijo. Para el director, lo importante es empoderar a los niños a través de la TV, ponerlos en el centro de la atención, para que se sientan identificados a través de situaciones cotidianas o de cómo se enfrentan a su entorno.

 A partir de distintos cortos animados, Ceppi mostró cómo en distintas partes del mundo se trataban temas como el divorcio, la demencia o el acoso sexual, de manera clara y directa en segmentos orientados a los más pequeños. “Es muy importante no negarle la realidad a los niños. No hay temas tabú en la televisión para niños, el tratamiento es sumamente respetuoso”, enfatizó Ceppi.

 El director es claro en cuanto a lo que considera la mejor escuela de aprendizaje: el ensayo y error. “Con Block! cada cosa que hicimos fue un error, no se puede partir un proyecto solamente de las ganas”, contó. Asimismo, confiesa que la principal equivocación fue ir escribiendo los guiones a medida que la serie iba avanzando. Con las siguientes series, fue aprendiendo en la práctica, para luego tomar de referencia distintos cartoons clásicos y así crear su ópera prima: Zumbástico Fantástico.

Lunes 11 de agosto 2014 - Alvaro ceppi 3

Álvaro Ceppi dictó una charla sobre TV infantil, en el Diplomado en Guion con mención en series de ficción para TV (Foto Gentileza Álvaro Ceppi).

Ante la falta de áreas de televisión para niños en la televisión local, Ceppi es tajante. “No puede ser que TVN no tenga ninguna responsabilidad social  frente a la programación infantil”. Sostiene que la lucha por el rating ha cambiado el foco para vender un producto para los niños, en vez de centrarse en una televisión para ellos. “Creo que debiese ser un espacio subvencionado por el Estado, pensando en la formación de un país”, afirmó. Es en los niños en que Ceppi apuesta sus fichas, destacando que son la clave en la formación de futuras audiencias, por lo que se les debe prestar la debida atención desde temprano.

 

Recalca también que los niños son un público sofisticado y exigente que no debe ser menospreciado, debiendo generarse producciones con contenido e información de la más alta calidad, y que hace falta “empatar la cancha” con ellos para efectos de una mejor comunicación.

 

Además, el director agregó que, por el momento y dada la inexistencia de espacios en la televisión pública, los realizadores de series animadas infantiles deben generar un producto que pueda venderse al exterior, ya que actualmente toda la programación infantil animada es extranjera. “Me encantaría que nuestros monos hablaran como chilenos, pero nos dimos cuenta desde el principio que nuestras series tenían que viajar”.

 

A partir de este análisis, Ceppi reconoce una falta de información respecto a lo que significa la TV para niños, y cómo no se le ha tomado la importancia que, a su juicio, merece. “Si alguien piensa que éste es un subgénero menor, entonces no conoce lo que es la televisión para niños”.