Académica Claudia Labarca: “”Desarrollar y mantener la confianza es relevante en las relaciones entre China y Chile”

29 de Junio, 2011 · Sin categoría

Claudia Labarca ganó la beca del Banco Santander que le permitió realizar una estadía en la Universidad de Fudan en Shangai, China. Gracias a esa oportunidad, amplió la tesis de doctorado que presentó a la Universidad de Durham, Inglaterra, y ahora se prepara para realizar la defensa de ésta.

 

 

La importancia que tiene China en el escenario internacional es evidente. Desplazó a Japón como segunda mayor potencia económica e incluso ya es la número uno en ventas del mercado del arte, según lo publicó un periódico español.

 

Para conseguir resultados fructíferos, desde la perspectiva que se quiera, es fundamental entender la dinámica de este país. Claudia Labarca, académica de la facultad, lo sabe. Desde que vivía en Estados Unidos que comenzó a percatarse de los cambios que se presentaban a nivel mundial. Fue entonces, en California, cuando comenzó a conocer a inmigrantes chinos. No pasó mucho tiempo para que se sintiera atraída por su cultura, historia e incluso, comenzara a practicar Ta Chi, un arte marcial chino.

 

Cuando volvió a Chile, trabajó para el Ministerio de Economía, algo que le permitió ver cómo se desarrollaban las relaciones comerciales. “Pude observar ‘in situ’ las dificultades iniciales que los emprendedores chilenos tenían para negociar con China, la mayoría de las cuales se centraban en el desconocimiento común y de las disparidad en las expectativas mutuas”, comentó. El interés por comprender y profundizar el desarrollo de las relaciones económicas entre China y Chile, la llevó a postular al Centro de Estudios Chinos de la Escuela de Gobierno  y Relaciones Internacionales de la Universidad de Durham, Inglaterra.

 

A principios de este año, Claudia Labarca ganó la beca del Banco Santander para realizar una estadía en la Universidad de Fudan en Shangai, China. Esta se transformó en una oportunidad para continuar los estudios y la investigación en el tema.

 

Claudia Labarca ha encontrado factores clave que no dependen de la economía y que pueden ser decisivos cuando se realiza negocios con el gigante asiático: delimitar geográficamente el mercado al que se quiere apuntar, saber que los chinos privilegian negocios en persona y tener un fuerte conocimiento de la cultura de dicho país. Las variables blandas, tendrían su concepto nuclear: la confianza.

 

Inició su investigación con muchos temores, consciente de que la exigencia de un doctorado en la Universidad de Durham era alta. Comenzó a investigar campos como la sociología, la economía y la economía política, que nunca habían sido tan  relevantes en estudios previos. Sin embargó, ya finalizó la tesis. “Estoy contenta con los  resultados obtenidos, con los éxitos que tuve en los trabajos de campo―en Shangai, Beijing y Santiago― y con todo el conocimiento que adquirí”.

Confianza: el factor decisivo

Los procesos de generación de confianza que involucran las relaciones comerciales entre la República Popular China y Chile producen una paradoja. Por un lado, “la confianza, que aparece como una condición necesaria para el crecimiento mutuo y una fuente de beneficios económicos, a nivel empresarial puede involucrar un proceso costoso de conseguir y mantener, teniendo en cuenta el mercado institucional, y marco cultural en el que su construcción está incrustándola”, enfatizó la académica.

 

Es por ello que la profesional realizó 80 entrevistas. En Chile, a empresarios y autoridades de Gobierno; luego en Beijing y Shanghai, a chilenos, contrapartes chinas y académicos de ese país. El trabajo de campo intenta recoger los matices que se dan en los procesos de creación de confianza, la variable no económica necesaria para el desarrollo.

 

El desconocimiento de las variables culturales podría demorar los procesos de negociación. Sin embargo, existen elementos positivos que permiten desarrollar la confianza en ambos actores. El discurso y la comunicación que se ha creado entre las élites chilenas y chinas, desde una perspectiva política, ha facilitado las relaciones comerciales.

 

Por lo tanto, “confianza es un concepto complejo que puede ser usado como variable de desarrollo económico desde una amplia perspectiva y con diferentes niveles”, explicó la académica y concluyó que “el estado es un  actor importante en la creación de confianza en la economía global”, y que a pesar de que “la confianza trae beneficios, la prevalencia social de una confianza de tipo privado puede dañar, en vez de estimular, el desarrollo económico como lo demuestra el caso de estudio”.

 

Tres factores que se deben considerar

 

El mercado de China está compuesto de muchos mercados. Cada región tiene sus propios modos de hacer negocios, así como sus propios comportamientos de consumo. Por eso, para hacer negocios “hay que identificar el mercado al que quieren apuntar, delimitando además geográficamente su búsqueda”, sostuvo Labarca. Es importante también, la relación de negocios personalizada y además, conocer cómo funcionan las cosas en China. "Desarrollar y mantener la confianza es relevante en las relaciones entre China y Chile", concluyó la profesional.

Tesis de gira

 

La académica de la facultad viajó el 7 de junio a China para participar de diferentes actividades en la Universidad de Fudan en Shangai, China. Luego, deberá viajar a Inglaterra para defender su tesis de doctorado en la Universidad de Durham.